Compartir

Comisión de Evaluación Ambiental votará hoy la Central Los Aromos

Comisión de Evaluación Ambiental votará hoy la Central Los Aromos

Con la convocatoria a una concentración previa en la Plaza Aníbal Pinto de Temuco para rechazar el proyecto, hoy a las 15 horas en la Intendencia, la Comisión de Evaluación Ambiental votará la calificación ambiental de la Central Hidroeléctrica Los Aromos.

El proyecto de la empresa Saltos de Los Andes consiste en construir y operar una central hidroeléctrica de paso que genere 160 GWh/año, emplazada aguas abajo de la junta del río Toltén con el Allipén, en la comuna de Freire, siendo el monto de la inversión 91,100 millones de dólares.

El proyecto ingresó al Sistema de Evaluación Ambiental hace seis años y obtuvo su informe favorable. También realizó una consulta indígena en Freire y Pitrufquén, obteniendo acuerdos solo en la primera comuna.

ROYALTY INDÍGENA

Dentro de las medidas de mitigación, la central ofrece el pago de un royalty indígena a las comunidades, modelo que por lo general es usado en recursos no renovables.

Dicha medida fue relevada por el representante legal de la empresa, Borja Homs Riera, a horas de la votación que determinará el mérito técnico y ambiental del proceso.

«El proyecto, a pesar de no consumir recursos naturales porque el agua que se deriva se devuelve al río de manera íntegra al cabo de unos kilómetros, presenta este modelo asociativo de royalty que se viene demandando desde hace mucho tiempo y que ningún titular a la fecha lo había propuesto», dijo.

Al respecto, el presidente de la Confederación Económica Mapuche (CEM), Jaime Huenchuñir, acotó que «el mundo indígena siempre se ha planteado la necesidad de que las grandes inversiones lleguen a las comunidades por medio de royalties o por asociatividad directa, sin embargo, ningún royalty, por muy bueno que sea, compensa la violación de lugares ancestrales», recalcó.

Quien sí está de acuerdo con el modelo es el presidente de la comunidad Juan Caniupán de Freire, José Miguel Huaquimilla. «El royalty nos permitirá mejorar la calidad de vida, en un principio había reticencia, pero hoy vemos que hay comunidades en contra solo por un tema político», enfatizó.

DESARROLLO TURÍSTICO

Una corporación para proyectos culturales mapuches y una serie de iniciativas turísticas (parque fluvial y kioskos para vender artesanía) se suman a la mitigación ofrecida por la empresa, la que proyecta como una atracción la instalación de una esclusa para embarcaciones que no existe en Chile.

Bajo este criterio, David Carvajal, presidente de la comunidad José Carvajal del sector Quilquilil de Freire, espera que su comunidad, ubicada entre el río Toltén y la carretera a Villarrica, se beneficie con este parque fluvial. «Nos gusta este proyecto porque permite recuperar el río y será un apoyo para todos nosotros».

Sin embargo, Sebastián Álvarez, el denominado diputado del «Turismo», no está de acuerdo con este criterio y su rechazo como parlamentario de Evópoli es rotundo. De hecho, llamó a los seremis a votar en conciencia y con coherencia con el Plan Impulso.

«Espero que los seremis voten con sentido regional, considerando que es un proyecto que a corto plazo trae una inversión significativa, pero que en el largo plazo traerá pobreza y cesantía a la Región».

Las agrupaciones de pesca recreativa también están reclamando afectación directa. Así lo explica José Rivera, presidente del Comité de Pesca Fishing Tour de Teodoro Schmidt: «Esta no es una central de pasada, ellos van a construir una muralla de hormigón que va a dividir el río en dos partes, esto afectará el ciclo reproductivo del salmón Chinook».

OPOSICIÓN SOCIEDAD CIVIL

Políticos, gremios productivos y mapuches, organizaciones ambientales y de pesca están rechazando este proyecto.

El diputado PPD, Ricardo Celis, advirtió que la empresa «es una transnacional que viene a represar y destruir el río Toltén, uno de los más caudalosos del país. Espero que las autoridades respondan a la ciudadanía con su voto».

Desde CorpToltén Araucanía enfatizaron que «es un gravísimo error» aprobar esta iniciativa y esperan que las autoridades «consideren el clamor de la sociedad civil, de las comunidades ribereñas y también las expectativas de las futuras generaciones, las que esperan que actuemos hoy con una generosa visión de futuro».

Dejar un Comentario